Brillante celebración de un auténtico Corpus Christi de bandera en Valdemorillo

24.06.2019

  • A destacar el gran esfuerzo y trabajo de la Hermanad de la Esclavitud de Santísimo Sacramento para que todo resultará espléndido en un domingo en el que los vecinos también se volcaron para hacer más grande y vistosa la celebración. Y así, el casco urbano lució engalanado con banderas en muchas de sus fachadas, incluyendo Ayuntamiento y el acceso a la iglesia, al tiempo que los altares a pie de calle dieron paso a la bendición y la emoción al paso de la Sagrada Custodia por un centro urbano que se llenó de sones serranos para arropar esta procesión “de fe y tradición”

 

  • Varios fueron los abanderados que demostraron que la costumbre de bailar el estandarte de la Hermandad sigue “muy vivo”, despertando a un tiempo curiosidad, aplausos y la estampa del todo especial que enmarca una de las fechas ‘grandes’ en el calendario local

 

Fe y tradición marcharon por el corazón urbano de Valdemorillo para dar paso al la Fiesta que entraña la celebración del Corpus Christi, un domingo de procesión para acompañar la Sagrada Custodia, entre sones serranos y los pasos de un cortejo siempre vistoso. En él, cerca de una veintena de niños y niñas que hicieron su Primera Comunión semanas atrás, y que volvieron a vestir sus trajes y, sobre todo, volvieron a sentir la alegría de un momento distinto, único. Y también los miembros de la Corporación avanzaron para dejar la huella del reconocimiento municipal a este día en que la Hermanad de la Esclavitud del Santísimo Sacramento se vuelca a cada instante y hasta los vecinos se suman, brindando detalles de los que agrandan la fecha.

 

Así, bajo palio, precedida por las picas y con la bandera por delante, esa misma bandera que es enseña especial en esta Fiesta, para desplegarse en sus colores y formas a ritmo de fuerza y agilidad, siguió su paso la procesión de Jesús Sacramentado, haciendo ‘latir’ vías como Balconcillos, Ramón Gamonal y Plaza de la Constitución, deteniéndose ante los altares dispuestos con adornos que van desde el mantón de manila al toque floral, velas y encajes, pequeñas imágenes y como pudo verse este 23 de junio, ‘vestidos’ incluso con chaquetilla de torero y capote de paseo, en clara alusión a una de las señas de identidad de este pueblo, su afición taurina. Suma de secuencias, de gestos, en una villa engalanada, con la bandera española muy presente en balcones y fachadas.

 

Y, retornado el Santísimo al sagrario, el ondear, inconfundible, singular, llamativo, del otro estandarte, el de la propia Hermandad, que con su baile de la bandera pone el mejor de los broches a los compase festivos del Corpus en su apartado matinal.  De pie, de rodillas, con decisión, desde el más veterano al más novel, todos igualmente entregados a demostrar que esta tradición se mantiene y se potencia, haciendo disfrutar a todos con el acompañamiento musical de Los Malangosto, cuya presencia ya es también un clásico en jornadas como ésta.

 

Después, ya a la tarde, siguieron otros instantes dictados igualmente por la costumbre, y el Pabellón Municipal de Fiestas albergó el encuentro autoridades y miembros de la Hermandad, éstos renovando cargos y con ellos, esfuerzos e ilusiones. Completa y brillante celebración, por tanto, de este Corpus Christi que hizo brillar a Valdemorillo en su respeto y entrega a la tradición

 

 

 

Please reload

Más recientes
Please reload

Archivo
Please reload

​​​Contáctanos

Plaza de la Constitución nº1 

Valdemorillo - 28210 - 

Madrid - ESPAÑA

Tel: 91 897-73-13| Fax: 

Síguenos

  • w-facebook
  • Twitter Clean

© 2023 por Ayuntamiento de Valdemorillo